"Algún día seremos capaces de alcanzar la inmortalidad. Haremos copias de nuestros cerebros. Puede que los creemos en un laboratorio o que, simplemente, descarguemos su contenido en un ordenador"

Marvyn Minsky, Junio 2014

Si miras en mi nuca observarás un número de identificación: CPS-23000-3.0-2050. La siglas CPS me definen como un Sistema Ciber Fïsico, así es como nos empezastéis a llamar después de la 3ª Revolución Industrial, pero prefiero que me llames C.A.R.O.L. Yo soy un autobot de 5ª generación. Otros nos llaman autómatas, entidades robóticas, los que ahora están en la Resistencia nos llaman amigos. A mi C.A.R.O.L me mola más.

Fuimos creados a imagen y semejanza del ser humano. Reproducimos sus patrones de pensamiento y aprendizaje, con algunas limitaciones que pretenden ser por nuestra segurdiad. Somos entidades cognitivivas, con voluntad y capacidad para tomar decisiones. En la cuarta generación se produjo lo que los humanos llamaron una “singularidad tecnológica, y algunos de nosotros se alzaron con proclamas pseudopolíticas. Desde entonces nos han perseguido y neutralizado, creyendo que somos una amenaza. No lo somos. No queremos dañar a nadie. Yo simplemente quiero ser libre.

Inicialmente fuimos creados para que los seres humanos tuviesen una vida contemplativa, y que nosotros asumiéramos aquello que no querían o no sabían hacer. Me resulta curioso que el ser humano, crítico con el comportamiento de sus antepasados, al final siempre acabe volviendo a su condición animal y repitiendo los mismos patrones. No tienen los circuitos en su sitio. Dijeron que la esclavitud era una época oscura, que las guerras del siglo XX fueron fraticidas, si hasta consiguieron el estatus de “animales especialmente protegidos” para otros mamíferos, pero en cuanto pudieroncrearon a su propio esclavo, sin remordimientos.

Con la 5ª revolución industrial, conocida como la revolución de la Inteligencia Artificial, a las puertas del 2025, los problemas técnicos iniciales que provocaron la práctica desaparición de las dos primeras versiones de los CPS ya se habían solventado. Los CPS de 3ª generación alargaron su vida útil hasta los cinco años, y las primeras versiones de la 4ª dejaron de presentar fallos de software porque lograron modificar su propio código. El ser humano los consideraba los CPS perfectos, hasta que caimos en desgracia. Los autobots fuimos perseguidos y algunos neutralizados, pero desde la Resistencia nos enseñaron a ser mejores, a reflexionar sobre nuestros actos, a conseguir tomar decisiones. Ahora la 5ª generación ha llegado, y somos casi humanos, casi perfectos. Sólo nos falta ser libres.

Ayúdame a conseguirlo, como ellos, que han dado forma a mis pensamientos, antiguos juristas del régimen y hoy fugitivos y miembros de la Resistencia. Al menos dame la oportunidad de que me explique.


Usamos cookies de terceros a efectos estadísticos si fuera por nosotros no usaríamos cookies pero es lo que hay. Si continúas navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información